Régimen fiscal

Su situación frente al impuesto a la renta varía según el país extranjero donde reside [1]. Si Francia ha suscrito un convenio fiscal con ese país, usted es sujeto imponible en Francia sólo si el convenio atribuye a nuestro país el derecho a imponer sus ingresos. A falta de convenio, todos sus ingresos son imponibles en Francia si usted se encuentra fiscalmente domiciliado aquí. En caso contrario, usted es imponible en Francia sólo sobre sus ingresos de origen francés. Las reglas de imposición previstas por los convenios internacionales varían de acuerdo con las categorías de ingresos. Según esos principios, la imposición en Francia de sus diferentes ingresos dependerá de su calidad de residente francés o extranjero. Sin embargo, existen regímenes específicos relativos a situaciones particulares.

[1Los territorios de Ultramar (Nueva Caledonia, Polinesia Francesa, Tierras Australes Antárticas Francesas, Wallis y Futuna) y las colectividades territoriales con estatuto particular (Mayotte, Saint-Pierre-et-Miquelon) están dotados de regímenes fiscales diferentes a los vigentes en los departamentos metropolitanos y de Ultramar de la República Francesa. En materia de impuesto a la renta, esos territorios y colectividades territoriales son, por lo tanto y en principio, asimilables a los países extranjeros.