Defender los intereses de las empresas francesas en la OMC

Regulación y apertura de la economía mundial en la OMC

La Organización Mundial del Comercio (OMC) se creó después de que el 1 de enero de 1995 entrara en vigor el Acuerdo de Marrakech de 15 de abril de 1994.

Su objetivo consiste en favorecer un sistema comercial multilateral no discriminatorio, abierto, transparente y leal, y proseguir la liberalización de los intercambios comerciales y la apertura de los mercados, brindando un marco para las negociaciones comerciales, administrando los acuerdos de la OMC y resolviendo las diferencias comerciales a través del Órgano de Solución de Diferencias (OSD).

La sede de la Secretaría de la OMC está en Ginebra. La forman unos 650 funcionarios permanentes situados bajo la autoridad de un director general, Roberto Azêvedo, que en 2013 tomó el relevo de Pascal Lamy.

Funcionamiento de la OMC

Los países toman decisiones en unos 65 consejos, comités y grupos de trabajo compuestos por representantes de todos los miembros.

El órgano supremo es la Conferencia Ministerial que, según los estatutos, debe reunirse al menos una vez cada dos años. La Conferencia Ministerial está facultada para tomar decisiones sobre todas las cuestiones relacionadas con cualquier acuerdo comercial multilateral.

El Consejo General actúa en nombre de la Conferencia Ministerial en aquellas cuestiones que dependen de la OMC. Se reúne como Órgano de Solución de Diferencias y como Órgano de Examen de las Políticas Comerciales para supervisar la aplicación de los procedimientos de resolución de diferencias entre los miembros o para proceder a analizar sus políticas comerciales.

El Órgano de Solución de Diferencias se encarga de la administración de los litigios entre los miembros de la OMC. Se reúne como mínimo una vez al mes para examinar y adoptar los informes de los grupos especiales y del Órgano de Apelación y para tomar cualquier medida de administración relativa a la solución de las diferencias.

El Órgano de Examen de las Políticas Comerciales examina las políticas comerciales de los miembros a partir de una declaración política general presentada por el miembro interesado y de un informe elaborado por los economistas de la Secretaría. Los miembros de la OMC son examinados con regularidad, con una frecuencia variable según la parte que representan dentro del comercio mundial.

Los sesenta órganos subsidiarios dependen directamente de la autoridad del Consejo General o de uno de los cuatro pilares: el Consejo del Comercio de Mercancías, el Consejo del Comercio de Servicios, el Consejo de los Aspectos de los Derechos de Propiedad Intelectual relacionados con el Comercio y, por último, el Comité de Negociaciones Comerciales.

Posiciones de Francia y de la Unión Europea en la OMC

El secretario de Estado dependiente del ministro para Europa y de Asuntos Exteriores Jean-Baptiste Lemoyne viajará del 10 al 13 de diciembre a Buenos Aires (Argentina), para participar en la 11ª Conferencia Ministerial de la OMC, que reunirá a los ministros de Comercio de los 164 miembros de la organización.
En dicha conferencia, las negociaciones versarán en especial sobre las subvenciones a la agricultura, los stocks para la seguridad alimentaria, las subvenciones a la pesca, los servicios y el comercio electrónico.

Francia apoya el sistema multilateral basado en la OMC, que resulta fundamental a la hora de garantizar el cumplimiento de las normas comunes y mantener una competencia leal entre socios comerciales. Francia y la UE, con su participación activa en el proceso de solución de diferencias y en la vigilancia de las prácticas proteccionistas, defienden a las empresas contra las prácticas desleales para mantener las condiciones necesarias para una competencia justa en el comercio internacional.

Francia destaca la importancia de las negociaciones para los intereses franceses y europeos y apoya el compromiso de la Unión Europea para contribuir a reforzar el sistema comercial multilateral./.

Diciembre de 2017

MAPA DEL SITIO