Accès rapide :

  • Aumentar el tamaño del texto
  • Disminuir el tamaño del texto
  • Añadir Flujo RSS

El embajador

Embajador: es un título prestigioso si juzgamos por el uso que hacen de él las publicidades de productos de gama alta. Pero en realidad, el embajador es un personaje mal conocido.

¿Cómo llegar a ser embajador?

El embajador de Francia en un país extranjero (o el representante permanente ante una organización internacional) es nombrado por el presidente de la República en consejo de ministros a propuesta del ministro de Asuntos Exteriores, es decir, según el procedimiento más solemne. Es uno de los "empleos superiores a la decisión del gobierno", que por lo tanto puede, en derecho, nombrar a la persona que mejor le parezca. En Estados Unidos, donde los embajadores cambian con los presidentes, es lo habitual. En Francia, el caso es excepcional. Casi siempre se elige a los diplomáticos que poseen una buena práctica del oficio, en otras palabras, que han alcanzado el grado de ministro plenipotenciario o al menos el de consejero de primera clase.


"Bastón de mariscal":
los embajadores llevan en principio este título por toda la duración de sus funciones. Algunos coronan su carrera siendo, según la fórmula habitual, "ascendidos a la dignidad de embajadores de Francia", lo que significa que mantienen este título durante toda la vida.

El jefe de misión en su puesto

Una vez designado por el consejo de ministros, el futuro embajador debe obtener el plácet del país de destino. Sólo después, podrá pronunciarse y publicarse su nombramiento. Cuando llega a su puesto, es recibido por el ministro de Asuntos Exteriores, y luego por el jefe del Estado, a quien entrega la carta del presidente de la República que notifica su nombramiento; este documento se llama "cartas credenciales" (siempre en plural). Entonces es "acreditado" y goza de las inmunidades y privilegios garantizados por el derecho internacional, que están destinados a protegerle de toda presión de parte de las autoridades del país anfitrión.


El embajador, en su puesto, asume la plenitud de los poderes del Estado. Es responsable de todo lo que incumbe a Francia en el país en que se encuentra. El ministerio se esfuerza en guiarle en el ejercicio de esta responsabilidad.

enlaces de interés

MAPA DEL SITIO



AVISO LEGAL

Todos los derechos reservados - Ministerio de Asuntos Exteriores y Desarrollo Internacional - 2014