• Aumentar el tamaño del texto
  • Disminuir el tamaño del texto
  • Añadir Flujo RSS

Turquía - Zeugma

Introducción

Misión arqueológica de Zeugma - medio valle del Éufrates

Illust: Vista general del, 61.5 ko, 160x104
Vista general del valle del Éufrates

La construcción de una nueva presa en el curso del río Éufrates, en Turquía, iba a ocasionar en 1999 la destrucción de unos veinte lugares del valle de gran importancia histórica. La misión francoturca, iniciada en 1995, emprendió una serie de excavaciones de salvamento en los tres lugares más importantes de la región: Seleucia-Zeugma y Apamea, que tuvieron un papel significativo en la antigüedad griega y romana, y Horum Höyük, que presenta niveles de ocupación protohistóricos.

En este último yacimiento se está realizando una exploración científica, así que hablaremos aquí tan solo de los dos primeros sitios.

Las dos ciudades gemelas de Seleucia y Apamea fueron fundadas por Seleucos I hacia el año 300 a.C., a ambos lados del río Éufrates, en la zona donde su curso desemboca desde la meseta anatolia y se ensancha formando meandros, en una amplia llanura abierta. Las ciudades, situadas en una zona bisagra del imperio Seleuco, estaban destinadas a controlar el paso del Éufrates de la gran ruta que unía la capital, Antioquía, y el mundo mediterráneo, con Mesopotamia y el Asia profunda. A partir de Apamea, una ruta oeste-este llevaba a través de Edesa hasta Irán, y después continuaba hasta China. Existía otra ruta, orientada hacia el sur, que seguía primero el río Balikh, y más adelante de nuevo el curso del Éufrates, hasta llegar a la India, pasando por Seleucia del Tigres. Este paso adquirió tal importancia que el nombre de Seleucia fue reemplazado progresivamente por el de Zeugma (en griego, puente, lazo), ya que en este lugar había un puente de barcos.

Más adelante, tras la conquista de Mesopotamia por el Imperio Parto, cuya frontera occidental está marcada por el Éufrates, Apamea pasó a estar bajo su dominación, mientras que Zeugma adquirió una función militar de gran importancia. En la época romana, se estableció en el lugar una legión, lo que sin duda contribuyó a la prosperidad de la ciudad.

Seleucia-Zeugma y Apamea se encontraban en una zona de intercambios culturales intensos: allí coincidían descendientes de colonos griegos, soldados romanos, indígenas que hablaban el sirio y partanos. Por todas estas razones, es de una gran importancia poder estudiar la civilización material que surgió de todos estos contactos.

En 1917, F. Cumont estableció definitivamente la localización de estas dos ciudades. Desde entonces, sólo tres investigaciones han sido dedicadas a estos sitios: el estudio esencialmente epigráfico de J. Wagner, publicado en 1976, la excavación de una villa romana efectuada por el Dr. R. Ergeç, director del museo de Gaziantep, y la misión australiana del Dr. D. Kennedy.

Por tanto, nunca se desarrollaron investigaciones arqueológicas que tuvieran en cuenta ambos sitios como un conjunto. Hoy en día, la ciudad de Apamea, situada en la llanura, debe encontrarse sumergida en su totalidad bajo las aguas de la presa, y el sitio de Zeugma, situado en la pendiente de la ladera, debe haber perdido un quinto de su superficie.

Es evidente que las cuatro campañas de excavaciones del programa de la misión francoturca no van a permitir estudiar ambos sitios. Por tanto, se ha decidido centrar las investigaciones sobre el urbanismo de las zonas que serán inundadas, con especial atención en lo que hace de ellas un lugar excepcional: su desarrollo en estrecha relación con el río.

Con el fin de obtener de forma rápida el máximo de información, y frente a las numerosas dificultades ligadas sobre todo a problemas de expropiación, hemos necesitado utilizar, cuando nos ha sido posible, nuevos métodos, eficaces y rápidos.

MAPA DEL SITIO



AVISO LEGAL

Todos los derechos reservados - Ministerio de Asuntos Exteriores y Desarrollo Internacional - 2014