• Aumentar el tamaño del texto
  • Disminuir el tamaño del texto
  • Añadir Flujo RSS

Uganda - el Rift Occidental

Introducción

La Expedición Paleontológica de Uganda (codirigida por M Pickford, B Senut y D. Hadoto) se creó oficialmente en 1986, luego de un primer reconocimiento realizado en el período junio-julio de 1985 a partir de la invitación cursada por el Departamento de Relevamiento Geológico y Minero de Uganda en Entebbe. El principal objetivo de la expedición era identificar sedimentos del Neógeno (de 20 a 2 millones de años de antigüedad) en Uganda que pudieran brindar información acerca de la modificación de ambientes y climas relacionados con la evolución humana.

En un lapso ocho años el equipo estuvo 22 meses en el Rift Albertino, durante los cuales se cartografiaron más de 100 km2 de sedimentos y se realizó la estratigrafía a partir de sedimentos de 4 km de espesor acumulados en el Rift. En esos depósitos se encontraron más de 5000 fósiles (caracoles, escarabajos, gasterópodos, trazas de insectos, frutas, hojas, madera, cerdos, carnívoros, antílopes, elefantes, primates y el hombre más antiguo de Uganda) que sirven como base de la bioestratigrafía. Se descubrieron varias cenizas volcánicas (nuevas para el conocimiento científico de Uganda), que permitieron datar los diferentes depósitos y elaborar correlaciones con otros sedimentos de Kenia, Etiopía y el Golfo de Adén. Se estudió la actividad tectónica del área, así como su influencia sobre el entorno ugandés. Se identificaron tres períodos principales: 1- hace alrededor de 15 millones de años, Uganda Occidental era prácticamente plana, muy seca y semiárida; 2- hace alrededor de 10 a 8 millones de años, luego del primer movimiento tectónico, se formó un lago denominado Obweruka y el clima se volvió más húmedo, y durante 6 millones de años existió una selva tropical en el área; 3- hace unos 2,6 millones de años, los márgenes del Rift subieron considerablemente, dando lugar a una sombra pluviométrica que condujo a las condiciones de sabana arbórea que aún persisten. Así fue que se formaron dos lagos a partir del lago Obweruka: el lago Alberto y el lago Eduardo. Luego de la formación del techo de África, la cordillera del Ruwenzori, el clima se volvió cada vez más seco en el este. La fauna y la flora fósil del oeste de Uganda son el testimonio de estos cambios. En la formación Nyabusosi (Pleistoceno inferior) hay concentraciones excepcionales de artefactos Oldowan. En NY 18 se identificó un sitio importante; en él se encontraron más de 600 artefactos líticos de más de 1,5 millones de años (edad de la piedra volcánica sobre los sedimentos). Este es el sitio arqueológico más antiguo que se conoce en esta parte del Rift Occidental.

Por lo tanto, el Rift Albertino se presenta como un área clave para el conocimiento de la evolución de los simios y del hombre y del comportamiento de nuestros ancestros más lejanos.

MAPA DEL SITIO



AVISO LEGAL

Todos los derechos reservados - Ministerio de Asuntos Exteriores y Desarrollo Internacional - 2014