Accès rapide :

  • Aumentar el tamaño del texto
  • Disminuir el tamaño del texto
  • Añadir Flujo RSS

Las pirámides con textos

(± 2367-2279 A.C.)

“El tiempo de vida del rey es la eternidad; su límite es la infinitud, en ésta su dignidad según la cual se hace lo que se ama y no se hace lo que se detesta, él, que reside entre los límites del horizonte, eternamente y para siempre jamás”.

(Textos de las Pirámides, § 412, trad. J. Leclant).

La investigación: un rompecabezas colosal

fig06-19

Para completar la comprensión del corpus de los Textos de las Pirámides, siempre incompleto, sistemáticamente se retiraron y se estudiaron los monumentos funerarios de los faraones Unas, Teti, Pepi I y Merenre‘ I. Millares de fragmentos fueron recogidos, dibujados, fotografiados, ensamblados. Los textos de origen pudieron reconstituirse o precisarse, una vez reubicados en su sitio la mayoría de los fragmentos.

Habiéndose recopilado todos los Textos de las pirámides de estos reyes, quedaba por intentar ampliar la investigación a sus esposas, a su vez susceptibles de haber sido enterradas en monumentos inscritos con estos textos prestigiosos, como lo fueron más tarde tres de las reinas esposas del faraón Pepi II: las reinas Neith, Iput II y Udjebten.

Unas primeras tentativas en torno de la pirámide de Merenre‘ I, el faraón que precede directamente a Pepi II, resultaron infructuosas. Por otra parte, con anterioridad a los recientes trabajos no se asociaba a su reino ninguna esposa real. Sin resultados en Merenre‘ I, las investigaciones se concentraron entonces sobre la familia de Pepi I, en el corazón de la 6ª dinastía.

Las primeras tumbas de reinas despejadas, por lo demás interesantes, fueron con todo decepcionantes: ningún texto decora sus apartamentos funerarios.

Finalmente, en marzo de 2000, se lograba llegar a la tumba de ÂnkhnesPepi II: los Textos de las pirámides buscados desde hacía tanto tiempo estaban allí, maravillosamente grabados y pintados de hermoso color turquesa, como los de Pepi I, Merenre‘ I o Pepi II, con cuya calidad rivalizan. Millares de fragmentos van a poder ser estudiados a su vez, y deberían reencontrar su sitio sobre las paredes de la pirámide.

Los resultados: un corpus completado

fig07-2

Para las cuatro pirámides de rey que ya eran conocidas: Unas, Teti, Pepi I, Merenre‘ I, cuyos textos se habían publicado en parte de manera sinóptica, de ahora en más la Misión posee el conjunto del corpus monumento por monumento. Después de la de Pepi I, dada a conocer en 2001, las tres pirámides restantes están en curso de publicación.

Completados estos cuatro corpus, a partir de ahora la Misión prepara el muy reciente de la reina madre ÂnkhnesPepi II, regente del reino para su hijo entronizado siendo niño, primera mujer que haya gozado de la inmortalidad conferida por los Textos, hasta entonces exclusivamente reservados a los Faraones.

En curso de excavación, vinieron a completar este extraordinario conjunto otros descubrimientos inesperados: más de un centenar de fragmentos de Textos inscritos con el nombre de Behenu de quien aún no se conocen ni la tumba, ni la época, ni el rango, pero cuyos textos parecen seguir presentando la calidad del Imperio Antiguo; la pirámide de Reherichefnakht, característica del final de la 11ª dinastía, cuya bóveda asocia por primera vez los antiguos Textos de las Pirámides y los nuevos Textos de los Sarcófagos que van a reemplazarlos durante el siguiente período; por último, el descubrimiento excepcional en la pirámide de la reina Meretites II, de fragmentos de cofre pintados con los Textos de las pirámides: primer ejemplo conocido hasta ahora de Textos que no figuren sobre las paredes del apartamento funerario.

El establecimiento de estas diferentes versiones de la más antigua de las composiciones funerarias de la humanidad, a menudo difícil de comprender e interpretar, permite profundizar en lo sucesivo la temática relativa a los rituales funerario y religioso.

Interpretación: La muerte y el más allá

El ritual de los Textos de las Pirámides asociado a la pirámide real es la culminación de las investigaciones emprendidas por los Egipcios desde el comienzo de su civilización para triunfar sobre la muerte e integrarse al cosmos. La eficacia de esta solución escatológica (la pirámide, presencia del mundo; los textos, acceso al tiempo eterno) va a subsistir hasta la época cristiana.

Los Textos de las Pirámides describen, en una lengua poética, el itinerario simbólico del rey difunto desde la muerte hacia la vida. En ellos se reconocen, mezclados, oraciones, consejos prácticos, o incluso fórmulas mágicas destinadas a facilitar al rey el acceso al otro mundo, a ayudarle a renacer y a vencer el sinnúmero de dificultades surgidas en camino, antes de llegar finalmente a fundirse en la personalidad del creador y a reinar con él desde entonces, por la eternidad, en el cielo nocturno.

Como lo hacen sospechar ciertos arcaísmos, una parte del ritual podría remontarse al menos a la 3ª dinastía, o incluso a los comienzos mismos de Egipto, transmitido por tradición oral. Otras fórmulas pueden haber sido eventualmente compiladas, en la época de Unas o bien en otras posteriores, a partir de documentos en papiros hoy perdidos. El ritual se componía para ser recitado, declamado más que leído, por el sucesor de Faraón, que asumía así el papel de Horus, el hijo de Osiris, vengador de su padre. No obstante, al finalizar la 5ª dinastía, una cierta inquietud justifica que entonces se graben dentro de la pirámide del rey, Textos cuyo solo enunciado parecía suficiente otrora. Tan potente era la magia de lo escrito que su materialidad en la tumba de Faraón sin duda garantizaba la realización del deseo expresado. Indudablemente, las palabras pronunciadas poseían la misma virtud que las del texto escrito, pero dependían de un recitante. Lo escrito, por su parte, es inmutable.

Al asociar la arquitectura del complejo piramidal al ritual mágico de los Textos de las Pirámides, el privilegio real de la vida eterna parecerá a los Egipcios un epílogo envidiable y de los más eficaces que será solicitado hasta la desaparición de la civilización egipcia. Después de la 6ª dinastía, la familia real pierde la exclusividad de las fórmulas; modificados, transformados, adaptados, los Textos de las Pirámides son utilizados por los particulares sobre sus ataúdes de madera. Son entonces los Textos de los Sarcófagos los que, a su vez, a partir del Imperio Nuevo, influirán sobre el Libro de los Muertos escrito las más de las veces sobre papiros.


MAPA DEL SITIO



AVISO LEGAL

Todos los derechos reservados - Ministerio de Asuntos Exteriores y Desarrollo Internacional - 2014