Accès rapide :

  • Aumentar el tamaño del texto
  • Disminuir el tamaño del texto
  • Añadir Flujo RSS

"Un tratado sobre comercio de armas fuerte para un mundo más seguro : terminemos el trabajo" (26 de septiembre de 2012)

Comunicado conjunto de los ministros de Asuntos exteriores de Alemania, España, Francia, Italia, Reino Unido y del ministerio sueco de Comercio

El mundo requiere un Tratado sobre el comercio de Armas (TCA) – un tratado que cuente con la firmeza y con la envergadura suficientes como para tener impacto real en los estragos provocados por la insuficiente regulación del comercio de las armas clásicas. Millones de personas en el mundo sufren las consecuencias de una proliferación descontrolada y tráficos ilícitos. No solamente cientos de miles de personas son asesinadas o heridas cada año, sino que las perspectivas económicas y sociales de las futuras generaciones están comprometidas. Es evidente que los gobiernos deben actuar y terminar el trabajo iniciado hace seis años.

En julio estuvimos muy cerca de adoptar un texto que habría tratado esos problemas. Nuestros países realizaron vigorosos esfuerzos durante la Conferencia de Naciones Unidas en Nueva York para negociar el primer tratado global que rija el comercio de armas clásicas. Se realizaron importantes avances y, a pesar de lo decepcionante que resultó no haber podido concluir las negociaciones, no nos sentimos desanimados. Las razones para actuar no han cambiado.

En estos últimos años, una mayoría aplastante de Estados miembros de Naciones Unidas han expresado su determinación por concluir un TCA. El número no dejó de aumentar durante las negociaciones de julio y, al final de la conferencia, más de 90 países apoyaron una declaración que pregone que debe proseguirse rápidamente con este proceso.

Nuestros objetivos no han cambiado. Estamos convencidos de que es obligación de los Estados velar porque esas armas no sean transferidas en caso de que exista un riesgo evidente de que sean usadas para cometer violaciones graves al derecho humanitario internacional y a los derechos humanos. El Tratado sobre el Comercio de Armas deberá ser jurídicamente apremiante, pero debe aplicarse a nivel nacional. Deberá cubrir todos los tipos de armas clásicas, en especial, las armas ligeras y de pequeño calibre, así como todas las municiones. También deseamos obtener un tratado encaminado a mejorar la transparencia y que prevenga el desarrollo de armas del mercado legal hacia redes ilícitas.

En su 67 sesión, la Asamblea General de Naciones Unidas deberá tomar la decisión de llevar a buen término esos trabajos. Consideramos que el mejor medio para realizar nuestros objetivos es continuar con el proceso de negociaciones en el marco de Naciones Unidas, haciendo partícipes a todas las partes pertinentes. Esta labor debe apoyarse en los avances ya registrados en julio, tomando como base de toda la discusión el último proyecto de texto del tratado. Nos gustaría lograr un nuevo mandato de la Asamblea General de Naciones Unidas para celebrar una segunda conferencia lo más rápidamente posible en 2013.

Entre los primeros exportadores de armas en Europa, consideramos que esta tiene una responsabilidad especial en la materia. Contamos con concluir un tratado sobre el comercio de armas que sea robusto, eficaz y jurídicamente apremiante, con la finalidad de contribuir con un mundo más seguro y reducir el número de víctimas inocentes de la violencia armada.

Hoy, llamamos a los gobiernos, a la sociedad civil, a la industria de la defensa y a cada ciudadano para que nos den su apoyo para continuar las negociaciones y lograr lo antes posible un TCA en el marco de Naciones Unidas. Deseamos iniciar una nueva serie de negociaciones lo antes posible. Estamos a la espera de un TCA desde hace mucho tiempo: estamos dispuestos a terminar nuestros trabajos y a hacer que tenga éxito este proceso.

Laurent Fabius, Ministro de Asuntos Exteriores (Francia)

Guido Westerwelle, Ministro de Asuntos Exteriores (Alemania)

Giulio Terzi, Ministro de Asuntos Exteriores, (Italia)

José Manuel García-Margallo, Ministro de Asuntos Exteriores (España)

Ewa Björling, Ministra de Comercio (Suecia)

William Hague, Ministro de Asuntos Exteriores y del Commonwealth (Reino Unido).


MAPA DEL SITIO



AVISO LEGAL

Todos los derechos reservados - Ministerio de Asuntos Exteriores y Desarrollo Internacional - 2014