• Aumentar el tamaño del texto
  • Disminuir el tamaño del texto
  • Añadir Flujo RSS

Un compromiso de Francia

La pena de muerte no es justicia, es el fracaso de la justicia. La pena de muerte no es una herramienta útil en la lucha contra el crimen. La pérdida de la vida humana que resulta es irreparable y ningún sistema jurídico está exento de cometer un error judicial. La aplicación de una pena de muerte no constituye un simple instrumento de política penal, es una violación de los Derechos Humanos.

De la misma manera que en cada país existen personas comprometidas, cuyo nombre asociamos con una causa, existen Estados comprometidos con combates universales en el seno de la comunidad de las naciones. Todos sabemos lo que el combate por la abolición de la pena de muerte debe a la determinación de Victor Hugo, Albert Camus o Robert Badinter. Actualmente, Francia ocupa un lugar de privilegio, reconocido entre los principales Estados que militan por la lucha contra la pena de muerte.

La abolición de la pena de muerte es una causa cargada de simbolismo, que evoca la universalidad de los Derechos Humanos. La concientización mundial a favor de la abolición gana terreno en todos los continentes, independientemente del tipo de régimen político, del nivel de desarrollo o del patrimonio cultural.

Laurent Fabius, Ministro de Asuntos Exteriores, ha decidido continuar con este combate movilizando a la diplomacia francesa en todas partes del mundo con una campaña para la abolición de la pena de muerte.

En el terreno, se han movilizados todas y cada una de las Embajada de Francia.

A través de acciones generales o específicas en favor de casos individuales, para recordar la oposición de Francia a la pena de muerte, en cualquier lugar y en cualquier circunstancia.

A través de la organización de eventos, conferencias, proyecciones, debates, donde sea que se siga aplicando la pena capital, con el fin de hacer avanzar la campaña y sostener a los agentes comprometidos con la causa abolicionista.

Francia lleva a cabo una acción que complementa la de la sociedad civil.

Nuestro accionar se despliega en todas partes complementando la acción de fundaciones u ONG que militan contra la pena de muerte. Al hacer primar el objetivo de la abolición universal de la pena de muerte, por encima de la moratoria, Francia exhibe una elevada ambición en su accionar exterior.

Por una resolución de las Naciones Unidas sobre una moratoria universal

En el seno de las Naciones Unidas, Francia promueve la adopción de una resolución de la Asamblea General que apele a instaurar una moratoria universal sobre la pena de muerte. En el Consejo de Derechos Humanos, Francia no deja pasar la oportunidad de exhortar a todos los Estados que aplican la pena de muerte a abolirla.

MAPA DEL SITIO



AVISO LEGAL

Todos los derechos reservados - Ministerio de Asuntos Exteriores y Desarrollo Internacional - 2014